UMAI BLOG

Para los amantes de la cultura, gastronomía y estilo de vida japonés

Té rojo quema grasa: ¿verdad o mito?

té rojo quema grasa

Existe mucha información alrededor del té rojo y sus efectos positivos a la hora de quemar grasa. Sin embargo, muchas veces no se llega a saber realmente qué parte es verdad y cuál simple exageración. En realidad, lo más difícil de todo, pasa por saber cuáles son los efectos que esta infusión tiene en nuestro organismo, y si realmente el té rojo quema grasa como suele decirse o, simplemente, pasa por ser un alimento que puede ayudar en las dietas de adelgazamiento.

El hecho de que se le atribuyan al té rojo propiedades de quemar grasa procede de varios estudios llevados a cabo en Estados Unidos entre los años 2001 y 2009. Estos estudios, llegaron a la conclusión de que, efectivamente, el consumo regular de té rojo contribuía a la pérdida de grasa. Así mismo, también llegaron a la conclusión de que, en aquellos sujetos del estudio que no seguían una dieta equilibrada y practicaban actividad física de forma regular, los efectos de su consumo no se apreciaban especialmente.

 

¿Por qué el té rojo quema grasa?

Los expertos han llegado a varias teorías que explicarían el efecto del té rojo en el organismo que permitirían explicar las causas de este aumento en la quema de las grasas del organismo cuando se consumo té rojo de forma habitual.

 

New Call-to-action

 

  1. En primer lugar, hay que tener en cuenta que el té rojo contiene flavonoides, unas sustancias antioxidantes presentes de forma natural en el té (también se encuentran en el té verde) y que ayudarían a que la actividad del hígado se lleve a cabo de forma más regular y eficiente. Estos flavonoides, además de combatir los radicales libres, también ayudarían al hígado a sintetizar la grasa ingerida, lo que, así mismo, también permitiría que se consumiera más rápido y que no se acumulase en forma de tejido adiposo en nuestro cuerpo.
  2. La segunda teoría que explicaría la capacidad que tiene el té rojo a la hora de quemar la grasa es la de sus efectos depurativos y deintoxicantes. El té rojo, al igual que todos los tés, fomentan la eliminación de líquidos a través de la orina, lo que hace que la actividad de los riñones se realice de forma más efectiva y, así, se eliminen de forma más eficaz las toxinas que se acumulan en nuestro organismo. De este modo, el consumo de té, incluido el té rojo, favorecería la eliminación de líquidos, y restos derivados del metabolismo celular de nuestro cuerpo. Al acelerar el metabolismo de nuestro organismo, el consumo de calorías aumentaría, con lo que se quema grasa más rápido.

 

¿Basta solo con tomar té rojo para adelgazar?

Sin embargo, en ambos casos, todos los estudios que han llegado a la conclusión de que el té rojo quema grasa afirman también que, si su consumo no se combina con una dieta sana y equilibrada, así como con una actividad física habitual, sus efectos son prácticamente imperceptibles. De esta manera, es importante entender que el té rojo quema grasa como complemento a una vida saludable, pero no es un sustituto de los buenos hábitos en la dieta y el deporte.

 

New Call-to-action

Entradas relacionadas

¿De qué te gustaría que hablásemos en el blog?