omamori

El omamori es un elemento destacado de la cultura japonesa más tradicional, omnipresente en los templos pero también en la vida cotidiana de los japoneses.

 

¿Qué es un omamori?

Un omamori es un amuleto japonés que proviene de las tradiciones religiosas del budismo y el sintoísmo.

Hay muchos tipos de omamori, con una gran variedad de formas, estilo y tamaños. Pero todos ellos cumplen la misma función: son amuletos de protección.

New Call-to-action

Según el tipo de omamori, la protección será distinta y específica de uno de los aspectos de la vida. Algunos son para dar buena suerte en la salud, otros para el amor, el trabajo, o incluso para ocasiones concretas como nacimientos o para superar un examen.

 

La tradición del omamori

Cada año, por el año nuevo, es tradición quemar y purificar el amuleto que nos ha acompañado a lo largo de ese año. Hay que llevarlo a su templo de origen para hacerlo, donde también se obtendrá el nuevo omamori.Es una forma de agradecimiento y de mostrar gratitud y, si no se quema y, por lo contrario, se desecha, es un signo de muy mala fortuna.

A lo largo del año, y en especial si se le quiere dar un uso muy concreto al amuleto, uno debería acercarse a menudo al templo y rezar con las peticiones específicas.

 

Los omamori tradicionales y los omamori de hoy

Los omamori surgieron y se popularizaron a lo largo del siglo XVII. Tradicionalmente, se crean con madera y papel (para que sean más fáciles de quemar posteriormente), y tienen forma de bolsita rectangular. Las hacían a mano las miko o sacerdotisas de cada santuario japonés.

La bolsita, normalmente de seda, contiene una tambleta o una nota con el nombre del dios protector concreto y una bendición. No se debería abrir nunca, ya que se considera sagrado y sino perdería sus propiedades protectoras. Se les suele añadir una cuerdecita para poderlos colgar fácilmente.

Sin embargo, hoy en día es muy común que los hagan en grandes tiradas de producción en fábricas, y hasta se pueden encontrar omamori decorados con personajes populares de series de anime, por ejemplo.

No son pocos los japoneses que prefieren crear sus propios omamori, para ellos mismos o para regalarlos a sus seres queridos. Sin duda, de esta forma mucho más tradicional y personal, es más fácil de creer en la protección que pueden ofrecer estos amuletos.

Si quieres probar de hacer un omamori en casa, sigue las instrucciones paso a paso de este vídeo.

 

New Call-to-action