UMAI BLOG

Para los amantes de la cultura, gastronomía y estilo de vida japonés

Crossfit mujeres: ¿son tantas las diferencias entre sexos?

crossfit mujeres

Mucho se ha dicho del crossfit y de sus beneficios para la salud y para lograr resultados espectaculares en lo que al físico se refiere. Sin embargo, esto hace que nos preguntemos si es necesario adaptar el crossfit a cada tipo de persona o, incluso, si es necesario hablar de crossfit mujeres, diferenciándolo por sexos.

De hecho, cada vez es más habitual ver en muchos horarios de gimnasio clases de crossfit mujeres. ¿Qué ventajas tiene?

 

 

El crossfit es un tipo de entrenamiento físico basado en la realización de ejercicios funcionales (esos que son lo que podríamos llamar movimientos naturales a la propia anatomía del cuerpo humano) y ejecutados a una intensidad muy alta. Esto plantea una problemática doble. Por un lado, se hace evidente que el nivel de cada persona será diferente, por lo que el entrenamiento se tendrá que adaptar a las necesidades concretas de cada caso. Por otro, si cada persona tiene un nivel diferente, ¿no tendría más sentido diferenciar las clases de crossfit por niveles en lugar de por sexos?

 

El crossfit requiere fuerza, pero también velocidad, resistencia y flexibilidad

En la opinión de los expertos, el problema no reside tanto en el hecho de las capacidades deportivas de la persona, donde las mujeres suelen mostrar mayor resistencia y flexibilidad (cualidades imprescindibles a la hora de seguir correctamente una clase de crossfit). La cuestión que hay que tener en cuenta es que, durante las clases de crossfit, se tienen que adoptar posturas que, en muchos casos, resultan incómodas para algunas de las alumnas si tienen que hacerlo delante de hombres.

Los educadores físicos de los gimnasios tienen claro que, una clase en la que un alumno (independientemente de su sexo) no se sienta cómodo, será una clase menos aprovechada que una en la que sí que se sienta relajado y pueda concentrarse en la actividad sin distracciones. En este sentido, las clases de crossfit mujeres son una gran ventaja. Se nota desde el primer momento que muchas mujeres, especialmente las que acaban de empezar a entrenar, rinden más y obtienen mejores resultados que cuando las clases son mixtas.

 

Diferencias del crossfit mujeres

No obstante, más allá de la comodidad de tener un espacio concreto en el que poder entrenar sin sentirse cohibido, ¿existen diferencias físicas entre el crossfit de mujeres y el de los hombres?

Llegados a este punto, los expertos tienen claro una cosa: una mujer puede ser tan fuerte como un hombre, todo depende del nivel de trabajo al que se entrene. Una de las ventajas que presenta el crossfit es que cuenta con una parte muy importante que depende del propio peso corporal y de la resistencia, velocidad y flexibilidad de cada persona. En este sentido hay que comprender que no se trata de una técnica de competición. Si se compite contra alguien, es contra uno mismo para mejorar su propia marca.

Existen algunas diferencias físicas en la ejecución del crossfit según el sexo de la persona que lo practique. Por ejemplo, ellas suelen presentar mayor movilidad en la cintura y más facilidad a la hora de adoptar una postura natural y “correcta” en la ejecución de los ejercicios. Por el contrario, ellos suelen contar con más fuerza y resistencia en los ejercicios que usan elementos de halterofilia. Sin embargo, estas diferencias a la hora de ejecutar una clase de crossfit son mínimas y, de hecho, se nota una diferencia mucho mayor entre alumnos experimentados y novatos,que entre hombres y mujeres.

 

Entradas relacionadas

¿De qué te gustaría que hablásemos en el blog?